Los beneficios ayudarán poco al S&P500 a consolidar máximos

Javier Molina, portavoz de eToro en España, ha realizado un breve análisis sobre la evolución de los beneficios empresariales cuya temporada de presentación comienza en los próximos días. “Mientras continúa la narrativa sobre la desconexión entre valor y precio, entendiendo esto como la no correlación entre crecimiento de beneficios empresariales en US y las cotizaciones, ha llegado el momento de verificar hasta donde es esta divergencia real.

Si bien es cierto que los múltiplos se han expandido de forma significativa en 2019, justificando en gran medida los precios actuales, el mercado ha seguido descontando una recuperación y crecimiento importante para 2020. Luego lo interesante no serán las cuentas del Q4 (se espera una disminución del 1,5% de media en el SP500), sino las estimaciones que se den para 2020.

Las empresas han aumentado su endeudamiento, en parte para seguir retribuyendo al accionista vía dividendos o recompra de acciones, y esa deuda es ahora un motivo de preocupación. Si los resultados no acompañan, se puede generar un problema hasta ahora no demasiado mencionado por los analistas.

En este contexto, el Nasdaq cotiza a un PER de 22 veces, el SP500 cerca de las 20 veces y a un Shiller PER de 31,5 veces (la media histórica está sobre 17). Es decir, el mercado no está barato y se está extrayendo rentabilidad futura. Por eso son tan importantes los resultados esperados y la capacidad de conseguirlos. No olvidemos que tenemos datos como el ISM que está dando lecturas negativas, el aumento de los costes laborales en US, el impacto de la guerra comercial y, en este entorno, hay que ver si el consumidor está dispuesto a asumir precios mayores o, por el contrario, serán las empresas quienes lo sufran”

Opinión de Investing

La temporada de resultados del cuarto trimestre de Wall Street comienza esta semana con los informes de 24 empresas, incluyendo los principales bancos de Wall Street, indica Jesse Cohen, analista de Investing.com

Los datos de FactSet  indican que los analistas prevén que las ganancias del 4T de S&P 500 descenderán un 2,0% en comparación con el mismo período del año anterior, cerrando otro año de resultados mediocres.

Todo parece indicar que seis sectores anunciarán una ralentización interanual de los ingresos, liderada por los sectores de la energía, el consumo discrecional y los materiales. Por otro lado, se prevé que cinco anuncien un crecimiento anualizado de los ingresos, liderado por los sectores de los servicios públicos y las finanzas.

Los dos sectores que se espera que no cumplan expectativas

1. Energía: Los bajos precios del petróleo crudo y el gas lastran el sector

Todo apunta a que el sector energético registrará la mayor pérdida de beneficios interanual de los 11 sectores, con una caída masiva del 36,8% del BPA del cuarto trimestre frente al año anterior, según FactSet.

Se espera que registre el segundo mayor descenso de beneficios interanuales, con un -7,2%. Dos empresas del grupo destacan por su potencial para registrar importantes disminuciones del crecimiento de las ganancias: Exxon Mobil y Chevron.

2. Consumo discrecional: los automóviles lideran la caída del sector

Todo apunta a que el sector del consumo discrecional registrará la segunda mayor caída interanual de ingresos de entre los 11 sectores, con un triste -13,5%.
Dos de las tres empresas que se prevé liderarán el descenso de ganancias del sector son General Motors y Ford.

Apuesta por Servicios públicos

El sector de los servicios públicos podría aprovecharse de la relajación de la política monetaria por parte de la Reserva Federal, ya que se espera que anuncie el mayor crecimiento de los ingresos anuales de los 11 sectores, con un aumento de, BPA de un 19,5% frente al mismo período hace un año.

Los analistas citan el de servicios como el sector que probablemente anuncie el segundo mayor crecimiento interanual de los ingresos, un +9,8%.

A nivel de empresa, Dominion Energy y American Electric Power son dos sociedades a no perder de vista.