Cie Automotive llega al Ibex con los analistas divididos

Beatriz Pérez Galdón

Hoy comienza a cotizar en el Ibex con un histori bursátil de ya 30 años: Cie Automotive. La entidad es un vivo ejemplo de lo que significa el crecimiento empresarial  y la rentabilidad del mercado en el largo plazo. En 2017 su beneficio subió el 33% marcando récord de ventas, y desde 2013 el precio de la acción se ha incrementado casi el 500%, mientras que el selectivo ha ganado en el mismo periodo el 22%.

Cie Automotive inició su andadura en el mercado español bajo el nombre de Aceros Y Forjas de Azcoita (Aforasa) en marzo de 1988, cuatro años antes de que se creara el Ibex 35. Su incorporación a la Bolsa se hizo a través del segmento fixing, donde únicamente se cruzan las órdenes de compra y venta dos veces al día. Hasta 2002 no pasó a conocerse bajo la denominación actual.

Su aterrizaje en el Ibex se ha producido tras la decisión del Comité Asesor Técnico y con motivo de la salida de Abertis tras la OPA de ACS y Atlantia. Muy pocos analistas siguieron la empresa en sus inicios como cotizada. Reunía los dos ingredientes principales para ser rechaza: un valor pequeño y con escasa liquidez. En la actualidad, son 14 casas de análisis las que emiten opinión sobre Cie, según tiene contabilizado la propia entidad, y la mayoría son grandes firmas como Santander, BBVA, Bankinter, BPI, Société Générale o JB Capital Markets, entre otras.

Tras su escalada imparable de revalorización, la pregunta en este momento para los inversores es si aún queda recorrido al alza. El 65% de los analistas recomienda comprar o sobreponderar y un 14% mantener. El resto, el 21%, opta por vender.

El precio objetivo medio de los últimos seis meses es de 31,40 euros, cuando la cotización actual ronda los 35 euros. Esto significa que está un 10% por encima. No obstante, puede que tras la presentación de los últimos resultados y la incorporación al Ibex algunos expertos modifiquen sus previsiones. BBVA y Fidentis están entre los más optimistas con precios objetivos que fijaron en 37 euros en mayo. Este nivel le deja un potencial de subida del 6%.

En la memoria de resultados de 2017, la empresa destaca que “Cie Automotive se ha convertido en una de las cuatro acciones que más compran los mejores fondos de la Bolsa española”. Uno de ellos es el  Santander Small Caps, que gestiona Lola Sola.

Bankinter destaca entre las fortalezas de la empresa que el “sector de automoción sigue creciendo con fuerza” y que “mantiene sus márgenes muy por encima de la media industrial”. “Esta evolución permite incrementar los objetivos del Plan Estratégico [finalizará en 2020] por segunda vez en menos de tres años”, subrayan.

Los analistas de la firma reconocen, por otro lado, que “la electrificación sigue siendo la principal amenaza para el sector”. Pero en este aspecto, dicen que “la gran ventaja de Cie es contar con todas las tecnologías de fabricación actuales (forja, estampación, aluminio, plástico, metal)”. Una tecnología que junto con su dimensión y suministro global, “le ofrece una importante ventaja competitiva”. Bankinter tiene una recomendación de comprar con un precio objetivo de 33,1 euros.

Cie Automotive se incorpora al Ibex con una capitalización superior a los 4.500 millones y una rentabilidad por dividendo del 2,4% sobre el 4% de media del mercado. Asimismo, da entrada a un nuevo sector en el índice: el de automoción.